Mike Oldfield. “Tubular Bells”


La protagonista de este blog es la canción; a veces es muy breve y en otras ocasiones puede llegar a superar los quince o veinte minutos, algo que acabó siendo habitual en el rock progresivo, me refiero al hecho de ver temas que ocupaban toda una cara del Lp. La canción de hoy dura casi 49 minutos, es decir, todo el disco. “Tubular Bells” fue el primer álbum del británico Mike Oldfield, lo compuso cuando apenas tenía diecisiete años y fue publicado en 1973, tras un tortuoso y artesanal proceso de grabación que culminó con una obra maestra, uno de esos discos atemporales, imprescindibles, capaces de trascender modas y gustos musicales. Todo en él es singular; la concepción y ejecución misma de la obra, en la que su autor tuvo que hacer frente a la mayor parte de los instrumentos, más de veinte (piano de cola, órganos, bajo, todo tipo de guitarras, percusiones, campanas tubulares, etc.); el derroche de arte e ingenio al que tuvieron que recurrir para grabar una obra tan compleja, prácticamente con un sólo músico y con unos medios muy alejados de los que disponían las grandes multinacionales; el nacimiento, casi sobre la marcha, de un sello discográfico que acabaría convirtiéndose en uno de los gigantes de la música: Virgin Records -su primer disco fue precisamente éste-; la portada del álbum, esa famosísima campana tubular, es todo un símbolo, una marca que identifica, no sólo este trabajo sino toda la obra de Mike Oldfield; y su carácter de obra innovadora e imperecedera, entre el rock progresivo y lo que luego se llamaría new age, incluso podría decirse que es pionera en el concepto de “música indie”, tan de moda en nuestros días. Estamos, en definitiva, ante la obra de un genio que dejó atónitos tanto a público como a crítica especializada, y que acabó por hacerse muy popular gracias a su inclusión en la película de William Friedkin, “El Exorcista”. “Tubular Bells” ha sido reeditado en varias ocasiones e, incluso, se han publicado una segunda y tercera partes además de otros subproductos derivados. Ya se que, en esta ocasión, es mucho pedir pero os animo a que volváis a disfrutar con este álbum, no os va a defraudar porque no tiene fecha de caducidad, jamás envejecerá.

Anuncios

Autor: Raúl

Me llamo Raúl Rodríguez, me dedico a la docencia universitaria y a la investigación en el ámbito de la Historia de la Ciencia, actividades que forman parte de mi vida desde que acabé la carrera, allá por 1986. Sin embargo, la música está conmigo desde mucho antes, desde mi infancia y primera adolescencia, y ha sido siempre una leal compañera. Decidí abrir un blog de canciones con el propósito de encauzar mis inquietudes musicales a través de un canal que pudiera ser sintonizado por otras personas con intereses similares y que, además, sirviera como foro de opinión para todos aquellos que quisieran compartir su pasión por la música. Decidí llamar a este espacio "La Guitarra de las Musas", en honor de las diosas griegas de las Ciencias y las Artes, especialmente de la Poesía y la Música. Quiero pensar que si hubieran tenido guitarras –y baterías, bajos, teclados y demás instrumentos de nuestro tiempo- hubieran sonado como la música propuesta en este blog. En este espacio, el rock en casi todas sus vertientes será el protagonista pero, también, otros estilos como el blues, el jazz, el pop, el soul y las melodías más pegadas a nuestra cultura: cantautores, canción melódica, boleros, corridos mexicanos, tangos, rumbas e, incluso, copla. Por favor, que nadie se enfade conmigo si no encuentra aquí la música que le gusta; la selección de los temas y los comentarios realizados responden, únicamente, a mis intereses particulares que, como bien puede verse, están un poco anticuados. Todos aquellos que busquen música actual no la encontrarán en este sitio.

19 comentarios en “Mike Oldfield. “Tubular Bells””

  1. Todo un pedazo de tema mítico y que nunca pasa de moda, que ademas me lleva inevitablemente a unirlo a otra joya del séptimo arte, una mi mes películas favoritas, ” el exorcista”. Una pena que cada vez sea mas difícil descubrir joyas como esta en el panorama musical actual, en el que impera como yo suelo decir la música de lata.
    Saludos.

    Le gusta a 1 persona

    1. ¡Carlos, qué bien que te pases por aquí! Ya lo he comentado en alguna ocasión, Música y Cine juntos es una experiencia insuperable; es verdad lo que dices, la Música requiere de esfuerzo para escucharla, comprenderla y digerirla y eso, tal vez, es mucho pedir para la mayoría de la gente. Besos.

      Me gusta

  2. ¡Oh no! Has nombrado la palabra maldita Raúl. Hipster. Los nuevos gafa pastas que se cree lo más de lo más. Tal vez sea un poco retrogrado pero me tocan los cojones este tipo modas. Por qué es precisamente eso. Una moda, para nada comparable con las míticas tribus urbanas. Punks, Heavys, Rockers, Mods……
    En cuanto a Tubullar Bells. Una joyaza. Oldfield se adelantó a su tiempo en muchas cosas. Y como dices siempre asociaremos la meodía inicial a El Exorcista. Plenamente reconocible, como la música de Psicosis.
    Un saludo

    Le gusta a 1 persona

    1. Jajaja, los hipster … Me imagino que habrá de todo y los habrá majetes, pero ya he visto a alguno que te mira por encima del hombro, como diciendo: “qué dinosaurio estás hecho, parece que acabas del salir del Jurásico”. Bueno, no pasa nada, ellos se lo pierden. Precisamente, comentaba en la entrada que “Tubular Bells” podría ser la primera obra indie, por el estilo alternativo que proponía en aquella época y, sobre todo, porque la gran discográfica Virgin Records nació como un modestísimo sello discográfico independiente, casi pobretón. Su inclusión en El Exorcista fue un acierto total, otro buen ejemplo de maridaje entre el cine y la música. Saludos.

      Me gusta

  3. Un verdadero clásico musical. Nunca unos 49 minutos fueron tan bien aprovechados. Por poner un ejemplo, es como una de estas películas que son una obra maestra y duran más de 3 horas y cuando terminan incluso se te ha hecho corta.

    Le gusta a 1 persona

    1. 49 minutos que se hacen cortos …., efectivamente el tiempo es algo subjetivo. Hablas de las pelis de tres horas, las hay de 90 minutos que se hacen larguísimas, jajaja. Que pases un buen fin de semana navideño.

      Me gusta

  4. Eterno Mike. Lo cierto es que suena muy actual, consecuencia de que los Hipsters hayan puesto de moda melodías antiguas (aunque no soporte sur jerseys de renos). Igual que el otro día me autotachaba de purista, creo que la moda hipster ha puesto en la escena actual música que, de otra forma, no sería tan accesible. El movimiento incluso trae consigo un movimiento en alza: indie. Si bien es cierto que el indie actual es directamente proporcional al pop de los 90 (ese cajón donde poder incluir cualquier cosa, buena o mala-malísima) el indie también tiene muchas cosas que ofrecer.

    Perdón por el discurso y repito: eterno Mike.

    Le gusta a 1 persona

    1. Un comentario muy interesante, Adrián. Es cierto que no deberíamos iniciar una guerra entre antiguos y modernos, todos deberíamos aprender de todos. Es verdad que los hipsters recuperan ciertas propuestas musicales procedentes de décadas anteriores, de hecho yo mismo, de vez en cuando, trato de poner alguna que otra versión de clásicos del rock, pop o jazz interpretadas por artistas actuales y en estilos bien diferentes de esos que acabo de mencionar. Lo que menos me gusta de algunos hipsters es su autocomplacencia, su desprecio a lo que no entra dentro de sus coordenadas. Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

    1. Gracias Ernán. Ese disco fue todo un acontecimiento cuando salió, por todo lo que de nuevo supuso para la música. Y, como bien dices, hoy lo seguimos escuchando y nos quedamos hipnotizados.

      Me gusta

  5. Para mi la película no esta a su nivel vamos que no le pega nada, creo que por si solo funciona mejor el disco ya que es una obra maestra, creo que lo abre escuchado unas doscientas veces en todas las versiones hasta la orquestal,y la más bailable.
    Hay mucha gente que también piensa que Mike Oldfield siempre ha echo el mismo disco, pero en el fondo no lo conocen lo suficiente.

    Le gusta a 1 persona

    1. Supertramp, Alan Parsons, Mike Oldfield … forman parte del rock sinfónico AOR, es decir, para todos los públicos, y tal vez por ello son maltratados por ciertos puristas. En el caso de concreto de Mike Oldfield, no es verdad que haya hecho siempre el mismo disco, tiene otros como “Ownmadawn” o “Incantations” que son maravillosos y no se parecen a “Tubular Bells”. En fin, lo que comentábamos con Supertram, que hay mucho envidioso.

      Me gusta

  6. el ultimo disco no lo tengo todavía, y ando tras la búsqueda del disco en directo Exposed para completar la colección,el ownmadan y el incantations, también los tengo desgastados….asi como el platinum y el Qe2…..de los noventa me gustan el de tres lunas y el dedicado a la ciencia ficcion The songs of distant Earth…..Bueno estaría todo el día hablando del Michael (el opens heaven’s el unico que firmo como michael oldfield, se le debio ir la pinza, es de los que menos me gustan….
    Un saludo

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s